sábado, 28 de diciembre de 2013

Galleta de jengibre XXL

Las chicas de Mensaje en una galleta vuelven a sorprendernos, cuando creías que ya no podían superarse, sacan de las chistera algo que te hace decir: alaaa!!!
Galleta de jengibre, pero no la clásica sino XXL y buenísima.
El cortador es de Alemania


 
 
RECETA
 
- 100 gramos de azúcar moscabado.

- 75 gramos de miel de caña.

- 200 gramos de mantequilla a temperatura ambiente.

- 1 huevo pequeño.

- 400 gramos de harina, más la que admita.

- 1 cucharadita de nuez moscada en polvo.

- 1 cucharadita de jengibre en polvo.

- 1 cucharadita y media de pimienta rosa (o una de pimienta negra).

- 2 cucharaditas de canela.

Preparación:

Ponemos en la thermomix o en un molinillo el azúcar y las especias, bolitas de pimienta rosa incluidas, y molemos hasta obtener un polvo fino. Añadimos la mantequilla y mezclamos bien. Añadimos el miel de caña y el huevo y batimos hasta tener una pasta uniforme, añadimos los 400 gramos de harina en dos veces y mezclamos muy bien. Ponemos la masa sobre un tapete enharinado y vamos añadiendo poco a poco la harina que nos pida, cuando no nos pida más amasamos un poco y aplanamos con la mano hasta obtener una altura que sea más o menos el doble de la que queramos para las galletas, enfriamos un rato en el frigorífico y estiramos. Estirar la masa fría nos garantiza una superficie lisa. Volvemos a enfriar y cortamos y horneamos.

Truco para hornear megagalletas: Hornear 10 minutos a 180 grados o hasta que la masa se vuelva mate, bajar la temperatura a 150 grados y hornear otro buen rato, 15 minutos en mi caso. Apagar el horno y dejar la galleta dentro todo lo que podamos.


Y ahora vamos con la decoración. Lo blanco es glasa, todo lo demás es masa. Y casi toda la masa de decoración va al horno junto con el hombre de jengibre porque así se pega:

- Los ojos son de masa de chocolate coloreada de negro, la preferida de mis hijas, se los arrancaron y se los comieron lo primero

- Cejas son de masa de jengibre con un pelín de colorante blanco.

- Coloretes, de masa de jengibre también, muy muy finos, de menos de 1 mm. Os cuento cómo lo hago, cojo el rodillo blanco de fondant sin ninguna anilla, estiro la masa finísima y marco el círculo, enfrío y, muy frío, saco el círculo y lo coloco sobre el muñeco. Nota, tengo las manos heladas, eso ayuda.

- Botones, son de masa de vainilla roja, con purpurina. Y sí, la purpurina se puede hornear. Se estira la masa roja y se extiende sobre ella purpurina roja, después se corta.

Transfer de masa pegado con glasa al muñeco:

- Acebo, masa de vainilla coloreada. Las hojas las he cortado con un cortador con expulsor. No existe esa cosa… ¿Cómo se llama? ¿Cortadores de fondant? Solo es que algunas galletas son grandes y otras más pequeñas. Las bolitas rojas también son de masa, si las horneas juntas se pegan.

Y por fin la glasa, para boca, brazos, piernas y pupilas.
 
Espectacular, como siempre.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario.